Boston Celtics repiten la historia (96-111)

boston

No hubo lugar a la sorpresa y Boston Celtics cumplió con la lógica y se impuso con facilidad al cuadro merengue, que aguantó hasta el descanso, pero que se vio superado por la superioridad física del rival, que unido a las bajas merengues terminaron por decantar el choque para los visitantes.

Para los amantes de las estadísticas, comentar que este resultado es el mismo que se dio en el duelo disputado entre ambas escuadras el 24 de octubre de 1988, por lo que los Celtics repitieron la historia.

Empezó bien el Madrid en el partido de la mano de un buen Thompkins. Los visitantes calentaban motores y el ritmo lento del encuentro en esta ocasión favorecía al Madrid, algo muy poco habitual ante equipos europeos. Como en la Supercopa, Laso no pudo contar ni con Rudy ni con Taylor, bajas a las que se unió Maciulis tras un golpe en el rostro que le dejó sin jugar la segunda parte.

La intensa defensa visitante, con algo de permisividad arbitral, secó a Carroll y Llull durante todo el primer tiempo. El menorquín despertó en la segunda mitad. No así el americano que a pesar de que lo intentó por activa y por pasiva, no tuvo su noche.

Tras un primer cuarto igualado, el desplome madridista lo aprovecharon los estadounidenses para dominar por 11 puntos al descanso. Y era algo previsible, pues mientras que además de la superioridad física que la tienen de base, estaban más frescos que los merengues. Seguramente con Rudy y Taylor en pista la historia hubiera sido diferente y habríamos visto más igualdad.

Además, hay que mencionar que se jugaron con las normas NBA, es decir, a 12 minutos por cuarto y la distancia del triple a 7,25 y no 6,75 como en Europa, algo a lo que se tuvo que adaptar el Madrid, muy impreciso en el lanzamiento exterior en el primer  tiempo.

Tras el descanso vimos la mejor versión de Llull, pero no fue suficiente. A cada triple e intento de acercamiento madridista contestaban de la misma manera los visitantes, quienes pudieron dar minutos a sus jóvenes promesas, que se lucieron ante el campeón de Europa.

Quizás uno de los mejores apuntes del partido para el Madrid sea que jugadores muy jóvenes, más bien niños como Doncic y Radoncic pudieron acumular algunos minutos y la experiencia de jugar contra todo un NBA como son los Boston.

Con todo visto para sentencia, unos buenos minutos del Chapu y Thompkins, el mejor del Madrid, sirvieron para maquillar algo el marcador.

El partido empezó siendo una fiesta y terminó de la misma manera. Con el Palacio abarrotado y puesto en pie para despedir a dos equipazos, dos campeones que brindaron un bonito espectáculo.

Sin tiempo para descansar, toca ya pensar en la Liga y en la visita del Valencia el domingo al Palacio (18:00), donde los de Laso tratarán de empezar con buen pie la revalida de su título de campeones.

Ficha técnica
REAL MADRID 96 (23+20+26+27): Llull (15), Carroll (4), Maciulis (3), Thompkins (24) y Ayón (5) –cinco inicial–; Reyes (15), Sergio Rodríguez (13), Doncic (1), Hernangómez (5), Nocioni (11), Thiago (0) y Radoncic (0).
BOSTON CELTICS 111 (25+29+31+26): Smart (7), Bradley (17), Crowder (8), Lee (13) y Zeller (8) –cinco inicial–; Hunter (2), Jerebko (6), Olynyk (6), Mickey (5), Rozier (14), Sullinger (7), Thomas (15) y Young (3).

 

Luis Alberto Reyes

Redactor 24segundosenblanco

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR