El Real Madrid se atasca en Sevilla ante el Betis (86-85)

El Real Madrid, en su penúltimo partido del año y último en Liga Endesa en 2016, se ha visto sorprendido por un valiente Real Betis Energía Plus en un encuentro disputadísimo en San Pablo, resuelto en el último minuto a favor de los locales (86-85).

A Sergio Llull parece que no le afectan los polvorones típicos de estas fechas. El de Mahón no dejaba prácticamente ni sentarse a los presentes en San Pablo para liderar al Real Madrid en un brillante primer cuarto, en el cual anotaría 13 de los 28 puntos totales del equipo. Por parte sevillana el más destacado era Lockett, con 9 puntos que ayudarían a que su equipo no se descolgara en el electrónico (23-28).

El inicio del segundo cuarto sería bético. Los pupilos de Zan Tabak, espoleados por una afición que ha llenado el recinto hispalense logrando una recaudación como nunca antes había conseguido, se adelantaban con un parcial de 6-0 al que Randolph rápidamente correspondía con 7 puntos consecutivos. Una técnica señalizada a Nachbar más el buen hacer de los merengues aumentaban dicho parcial a un 0-9, que obligaba a Tabak a parar el choque. Mahalbasic, Triguero y Radicevic se echaban el equipo sevillano a la espalda para que la diferencia al descanso se viera reducida (41-46).

Tras la reanudación del encuentro el Real Madrid se dedicaba a martillear la zona de la mano de Reyes y Ayón, volviendo a alcanzar rentas cercanas a la decena de puntos. No obstante el equipo de Laso volvía a atascarse en ataque y a hacer aguas en defensa, lo que facilitaba la labor de los Radicevic, Nachbar y Stojanovski. El equipo verdiblanco se situaba a tan solo un punto llegado el ecuador del cuarto (56-57), mas un nuevo arreón madridista, esta vez liderado por el reciente papá Rudy Fernández, catapultaba a los suyos a la finalización del tercer asalto a un cómodo 60-69.

Lo ocurrido en el último cuarto no tiene explicación por parte del Real Madrid. Los blancos (hoy de morado) desaparecían por completo de la pista para dar alas a un Betis que en ningún momento del encuentro bajó los brazos en su afán de dar un regalo navideño a su afición. Mahalbasic se disfrazaba de Olajuwon ante Hunter, Lockett de Jordan y Radicevic de Magic para llevar a su equipo a una victoria que acababa sellando Triguero, sorprendentemente, desde el tiro libre. Esta vez Llull no pudo vestirse de héroe en la última posesión posesión y el Real Madrid cayó derrotado en Sevilla tras errar Felipe Reyes el tiro agónico.

Victor Vera Santos

Redactor 24segundosenblanco.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR