El Barça se lleva el primer Clásico de la temporada con un decisivo Rice

El Barcelona se ha impuesto en el primer Clásico de la temporada (93-99) y logra de esta manera su pase a la final de mañana, donde se medirá con el Herbalife Gran Canaria en busca del primer título oficial del curso baloncestístico 2016-17.

El partido fue un duelo de bases con varios actores secundarios. Llull y Rice lideraron a sus equipos con 27 y 30 puntos respectivamente aunque en esta ocasión fue el base con pasaporte montenegrino quien se llevó la victoria. El encuentro arrancó con la típica pasividad defensiva de inicio de temporada, una tónica que se mantuvo durante los 40 minutos (ambos equipos superaron los 20 puntos en cada uno de los cuatro cuartos). El 26-26 del primer periodo ya era un indicador del baloncesto ofensivo que íbamos a disfrutar, y a pesar del 48-39 que el conjunto blanco logró a poco más de dos minutos del descanso, los de Bartzokas lograron reducir esta distancia a un único punto tras los 20 primeros minutos (48-47).137270_81_147744_81

Ya en la primera parte pudimos ver a un Rice desatado y a Llull y Rudy letales desde el perímetro. Por dentro, Randolph andaba un poco desubicado y Hunter cumplía a la perfección con su papel en ambos aros. Aunque otra de las sensaciones del primer tiempo fue Doncic. Aportó en los dos lados de la pista y dio muestras de una soltura ofensiva que apenas vimos la pasada campaña.

En el tercer cuarto se produjo un apagón ofensivo que obligaría a los de Laso a ir a remolque el resto del encuentro: de un 59-51 se pasó al 59-65. Este parcial, nuevamente liderado por Rice con la ayuda de Claver desde el perímetro fue cortado por varias acciones en ataque de Draper, que dio tranquilidad cuando faltaban ideas.

El partido, con constantes alternancias en el marcador, no se decidió hasta los últimos instantes. Con 91-93 Rudy tuvo un triple que hubiese podido cambiar el resultado final, pero en esta ocasión el balón no entró y el Barça sentenció desde la línea de tiros libres.

Como apunte, la tan comentada norma de la antideportiva cuando se paren los contraataques fue aplicada de distinta forma. En la primera parte, dos acciones merecedoras de dicho castigo sobre Doncic fueron únicamente castigadas con personal. En el último cuarto, sin embargo, una falta similar de Llull sí fue sancionada con antideportiva (y lo era). Ante las protestas del banquillo madridista por el doble criterio, los árbitros pitaron la primera técnica de la temporada al Real Madrid. Lo dicho, esta nueva regla dará para muchas interpretaciones y quejas a lo largo del año.

Pablo Herrero – @pablohm29

Pablo Herrero

Redactor 24segundosenblanco

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies