#Crónica I Real Madrid Baloncesto 85-74 Valencia basket: El Madrid cabalga de nuevo

Negros nubarrones se cernían al inicio del encuentro para el ejército blanco, ya que su soldado más capacitado, Tavares, tenía que pasar pronto a la reserva, ya que a los 20 segundos cometió su primera falta. Pero del banquillo apareció el gran capitán, Felipe Reyes, todo el año viendo los partidos desde su posición alejada para aparecer en los momentos de más necesidad. Felipe apoyó a sus compañeros, contuvo al fuerte macero valenciano Dubi, y gracias al escudero Alocén, el arquero Carroll, con sus flechas lejanas que caían una y otra vez en el aro toronja, y el siempre corajudo Deck, el primer asalto de la batalla cayó del lado del ejército de Laso, con un parcial de 29-17.

El segundo asalto se inició con una primera oleada del Valencia, que ayudados por un criterio arbitral que castigaba sobre todo a los interiores blancos, consiguió recortar la diferencia y empezar a preocupar a los de la capital. Pero los tiradores visitantes no estaban acertados y el intento de reacción fue sofocado por los bomberos blancos, Thompkins en la zona y Llull y Rudy en el exterior, que, con dos triples, apagaron el ardor de los levantinos y volvieron a abrir brecha en el marcador. Tavares volvió a aparecer testimonialmente, ya que en otros 20 segundos le pitaron otra falta, y de nuevo tuvo que ir a la reserva. Al final, una técnica por flopping al antiguo soldado blanco Prepelic, permitió que los capitalinos se fueran con un +15 al descanso (49-34)

Tras el receso para preparar las últimas oleadas, los defensores del título salieron en trompa y parecía que rompían la batalla, con un excelso Deck, ponía a los suyos a 21. Este fue el momento del despertar naranja, que comandados por Van Rossom, apretaban por los flancos, y con un parcial de 0-15, igualaba la contienda. Tras esto, Tavares despertó a los suyos hundiendo un mate y de nuevo hizo avanzar sus filas hasta una ventaja de +8 (63-55).

Para acabar de cerrar el partido, Laso confió en su guardia pretoriana Llull y Rudy, apoyados en los dos mejores jugadores del partido Deck y Thompkins, desfondaron al Valencia y supieron guardar una ventaja que oscilo entre los 10 y 15 puntos. El trabajo de Rudy en defensa fue como siempre espectacular, Deck fue un martillo pilón en ataque y cuando Laso decidió sentarlo apareció Trey para rematar a un Valencia que no sabían por dónde le venían los golpes. Al final un 85-74 que hizo justicia a lo visto en el partido. Lo único a lamentar, la posible lesión de Carroll al pasar un bloqueo.

Por lo tanto, los ejércitos de Laso ya velan armas para su próxima batalla del sábado frente al Lenovo Tenerife, aunque aquí estaremos respaldados por los “30 y la madre del banquillo”.

 

P.D: La actuación arbitral mejor no valorarla, para no herir sensibilidades.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies